El poder de la construcción española, devenido del propio comportamiento de nuestra población

El poder de la construcción española, devenido del propio comportamiento de nuestra población

La economía española tiene una serie de características de las que no disponen otras economías mundiales, ni siquiera las que geográficamente se encuentran cerca de la nuestra, como lo pueden ser las de los países de la Unión Europea. No cabe la menor duda de que España tiene una serie de rasgos identificativos en materia cultural y eso ha tenido una influencia, no cabe duda, para que haya determinados sectores de producción que se hayan desarrollado en mayor parte que los mismos sectores en otros lugares de este mundo. En España, el mejor ejemplo de ello es el sector de la construcción.