Instrumentos de cuerda orientales

Instrumentos de cuerda orientales

Cuando pensamos  en instrumentos de cuerda siempre se nos viene a la cabeza los mismos de siempre. No puede faltar la guitarra, el violín, la viola etc…Pero no hay que quedarse solo en los instrumentos occidentales. Desde Oriente, como tantas y tantas cosas, también llegan otros instrumentos de cuerda. Hoy vamos a hacer un repaso por todos ellos. Quizás muchos les hayas escuchado, pero no sabes ni su nombre.

La biwa

Es un instrumento de madera y música tradicional china. Similar a un laúd de mástil corto con trastes, es una variante muy semejante del instrumento tradicional chino denominado pipa. La biwa es el instrumento escogido por Benzaiten, la diosa de la serpiente blanca de la religión sintoista.   Hay principalmente seis tipos que se caracterizan por el número de cuerdas, sonidos que pueden producir, tipo de plectro y su utilización. Dado que la biwa no se toca en la afinación temperada, los tonos se aproximan en lo posible de la nota más aproximada.

El Shamisen

Es un instrumento musical japonés derivado del chino sānxián (tres cuerdas), el cual apareció en China durante la dinastía Yuan del siglo XIII. El sānxián chino fue introducido a las islas Ryukyu (Okinawa, principalmente), suroeste de Japón, desde donde llegó a Sakai (Prefectura de Osaka) alrededor del año 1562 y de allí se extendió por todo el país. El Shamisen se toca pinzando y golpeando las cuerdas con el plectro en la mano derecha y parando las cuerdas con tres dedos de la mano izquierda. El punto más característico de tocar un Shamisen es que el plectro (o los dedos) golpean la piel al mismo tiempo que se golpean las cuerdas. Hay muchos otros factores que determinan la calidad del sonido, como el grosor de la piel, cuerdas y mástil, así como la altura donde el plectro golpea las cuerdas.

Pipa

Es un instrumento de cuerda pulsada tradicional chino parecido al laúd occidental. La pipa aparece citada por primera vez en textos que datan del siglo II a. C. Han derivado del mismo varios instrumentos tradicionales orientales, el más conocido de los cuales es la biwa China, el vietnamita đàn tỳ bà y el coreano bipa, que ya no se utiliza, conservándose sólo algunos instrumentos en museos. La «pipa» es un instrumento de cuatro cuerdas en las que la caja de resonancia tiene forma de pera. Tiene un mástil corto y curvado que cuenta con treinta trastes que cubren parte de la tapa armónica ofreciendo así una gran extensión. Después de la dinastía Tang (618-907), la pipa mantuvo su popularidad como instrumento solista y como instrumento de conjunto musical. En aquel tiempo se tocaba con plectro, pero posteriormente se dejó de utilizar pasando a ser utilizadas las uñas de los dedos.

La bipa

Es un instrumento de cuerda pulsada de Corea, es tipo laúd con forma de pera, y se encuentra relacionado con la pipa china, el đàn tỳ bà vietnamita y el biwa japonés. Algunos intentos de revivirlo han sido infructuosos ya que no existen músicos profesionales que sepan ejecutarlo. En el pasado existían dos tipos de bipa: la hyang-bipa y la dang-bipa. La primera era nativa de Corea, mientras que la segunda fue importada durante la dinastía Tang.

El Koto

Es un instrumento cordófono hecho de madera con 13 cuerdas de diferente tamaño, pertenece a la familia de las cítaras. Es un instrumento japonés, hecho de la madera de la paulonia imperial. Es el instrumento nacional de Japón. Para pulsar el koto se utilizan tres uñas –tsume, hechas de bambú o marfil colocadas sobre los dedos pulgar, índice y medio de la mano derecha. La forma de dichas uñas varía de acuerdo a la escuela de interpretación: Yamada e Ikuta. La función más básica de la mano izquierda es la de presionar las cuerdas durante la ejecución con el fin de cambiar levemente la afinación y como es así hacer ornamentación sobre algunos sonidos.

El ek tara

Es uno de los instrumentos de cuerda pulsada más simples que existen. Se utiliza sólo como acompañamiento, brindando apoyo detrás de una melodía. Ek tara significa literalmente una cuerda, la cual corre a lo largo de una caña de bambú que está a su vez fija a una calabaza. ​

Así es el mundo maravilloso de los instrumentos de cuerda. Ya sabes que las cuerdas pueden ser lisas, constando así de un material único como acero, nailon, oro o tripas de animales. También pueden poseer un interior de seda, o nailon y entorchadas con hilos de acero. Estas cuerdas las puedes encontrar en empresas especializadas. Hablamos con Cuerdas Valero, especialista en cuerdas de seda. “Estas cuerdas de acero tienen hilos de seda, nylon o cobre en las cuerdas inferiores, produciendo un tacto más suave y un tono delicado. Es algo muy popular entre guitarristas folk y fingerstyle”, señalan.

Ya has visto que el mundo oriental siempre es capaz de sorprender, y mucho, al oriental.

Deja un comentario